¿Qué avería tiene mi coche, si sale humo del escape?

Escrito por
Interesante
0

Que del tubo de escape salga humo ya debería alertarnos ligeramente, puesto que se trata casi siempre de una avería en la mecánica del vehículo. Sin embargo, el humo puede señalar diferentes tipos de problemas, y por lo general podremos distinguir entre la mayoría de ellos dependiendo del color del humo. Puede tratarse de problemas con el quemado de aceite –en una mala combustión-, de defectos en el turbocompresor y otras averías: te contamos qué avería tiene el coche si detectas que está echando humo por el escape, y dependiendo de su color.

combustion

Humo gris

En caso de que encontremos una producción anómala de humo gris, que sale por el tubo de escape, la avería podría deberse a algo ‘simple’ como una mala combustiónquemado excesivo de aceite. En estos casos no deberíamos tener demasiados problemas, pero este humo gris puede estar relacionado también con defectos en el turbocompresor del vehículo –si lo tuviera-, o bien a un mal funcionamiento del PCV, La válvula del sistema de ventilación positiva del cárter podría estar atascada, y esto es lo que produce fugas de aceite cuando la presión se eleva considerablemente.

Humo azul

En caso de que el humo sea azule igualmente provenga del tubo de escape-, podría tratarse de un problema en los anillos del pistón o en los sellos de la guía de las válvulas. Suele producirse por una fuga de aceite y el quemado excesivo, como en algunos de los casos en que el humo es gris. Los problemas en los que del tubo de escape sale humo azul coinciden en muchas ocasiones con los que producen humo gris. Es decir, que podría también deberse a un problema en el soplado del turbo, y las precauciones a tener en cuenta son las mismas.

Humo blanco

En este caso podemos encontrarnos con diferentes escenarios: que salga humo blanco del tubo de escape puede delatar un problema importante como el quemado de líquido refrigerante del motor por una mala salud de la junta de la culata o la propia culata. Además, esto puede deberse incluso a una grieta en el motor, que sería un problema importante y bastante caro de solventar. Pero no tiene por qué deberse siempre a una avería grave, puesto que el humo blanco del escape, si es delgado y en poca cantidad, puede deberse a algo tan normal como la acumulación de condensación. Esto es algo normal, y por lo que no debemos preocuparnos si después de un pequeño tiempo encendido y en circulación el vehículo deja de echar humo blanco.

Humo negro

Si detectas humo negro saliendo por el sistema de escape, entonces sí, no esperes a ver cómo evoluciona. Se trata de un quemado excesivo de combustible que puede deberse a problemas en el filtro del aire, el regulador de presión de combustible o el sistema de inyección. En cualquier caso, siempre se deberá a lo que comentábamos anteriormente, y es habitual que como problema asociado nos encontremos con que el consumo medio de combustible crece de forma considerable.

Vía > Autopista

Compártelo. ¡Gracias!